NUEVO IVA EN LAS EJECUCIONES DE OBRA

modelo IVA 303La Ley 7/2012, de 29 de octubre, de prevención y lucha contra el fraude, introduce una importante modificación  en la Ley del IVA que cambia de una forma profunda la mecánica de este impuesto en cuanto a las ejecuciones de obra.

 

Se introduce el apartado f al artículo 84.Uno.2º que dice: “serán sujetos pasivos del IVA los empresarios o profesionales para quienes se realicen las operaciones sujetas al Impuesto en los supuestos que se indican a continuación:

 (…)

“f) Cuando se trate de ejecuciones de obra, con o sin aportación de materiales, así como las cesiones de personal para su realización, consecuencia de contratos directamente formalizados entre el promotor y el contratista que tengan por objeto la urbanización de terrenos o la construcción o rehabilitación de edificaciones.

Lo establecido en el párrafo anterior será también de aplicación cuando los destinatarios de las operaciones sean a su vez el contratista principal u otros subcontratistas en las condiciones señaladas.”

 

Este párrafo incomprensible quiere decir que no se repercutirá el IVA en las facturas emitidas a partir del 31 de octubre de 2012, por parte de las sociedades y los autónomos que se dediquen a la construcción y/o rehabilitación de edificaciones, o urbanización de terrenos y sus clientes sean los promotores, contratistas o subcontratistas de la obra..

 

El sujeto pasivo del IVA pasa a ser el propio destinatario de las obras que se auto repercutirá y se deducirá (si tiene derecho) el IVA de esas facturas, en la liquidación de IVA correspondiente al periodo de recepción de la factura. Es importante remarcar que no se trata de una exención y por tanto no se aplicará regla de prorrata y todo el IVA deducible del emisor seguirá siendo deducible.

 

En resumen:

  1. Este sistema sólo es aplicable en las urbanizaciones de terrenos, ejecuciones de obras nuevas, o rehabilitación (no confundir con reformas).
  2. Se aplica a toda la cadena de contratistas y subcontratistas de la obra.
  3. La factura debe emitirse con IVA 0, y es aconsejable poner la expresión “según art.84.Uno.2º.f LIVA”. 
  4. El receptor debe auto-repercutirse la cuota del IVA de forma similar a las adquisiciones intracomunitarias, es decir, no se paga el IVA al proveedor sino directamente a Hacienda (aquí está el truco).
  5. El emisor puede seguir deduciéndose igual el IVA soportado por su actividad, lo que a la práctica conllevará declaraciones de IVA a compensar o a devolver.

  

publicado el